sábado, 23 de enero de 2016

Comentario: España sufrirá el mayor déficit de talento en 2020

Nos encontramos ante un artículo publicado por Rosa Carvajal en el periódico La Razón usando los datos proporcionados por un estudio realizado por Randstad.
Este artículo nos informa del futuro déficit de talento que sufrirá España, es decir, de la falta de trabajadores con los estudios necesarios que las empresas exigen. Algo que también pasará en el resto de Europa aunque en menor medida.
El problema surge en nuestro sistema educativo. No es que los españoles tengamos una formación académica baja (España tiene un porcentaje de trabajadores con estudios superiores mayor a la media europea), sino que esta formación académica no está dirigida a lo que realmente las empresas piden.
Desde hace años, a los estudiantes se nos marcan los estudios superiores, la universidad, como el único objetivo posible si somos capaces y se nos presenta la formación profesional como un alternativa inferior cuando en realidad es una de las mejores formaciones ya que combina la teoría con la experiencia. Son unos estudios enfocados al trabajo, algo que las carreras universitarias deberían fomentar.
También se resalta la importancia de los estudios científicos y tecnológicos sobre los humanísticos.
El sistema educativo español es viejo y necesita cambiar, premiar otras cualidades como habilidades organizativas e interpersonales que no se miden a través de ningún examen a lo largo de nuestra vida estudiantil y fomentar los idiomas para no quedarnos estancados en España. Los idiomas abren puertas por todo el mundo.
Sorprendente que España, teniendo una alta tasa de paro, vaya a tener puestos vacantes que probablemente serán ocupados por extranjeros preparados para los puestos.
No tiene sentido pensar en unos estudios que no están enfocados a un posterior trabajo.
La solución está en mano del gobierno, las universidades y las empresas que deben de trabajar juntos para crear un sistema educativo útil. Las empresas tienen el compromiso de preocuparse de la formación de sus futuros trabajadores y nosotros de preocuparnos de nuestro propio futuro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario